Fábulas cortas

En otros artículos hemos comentado que las fábulas son un recurso educativo muy utilizado a lo largo de la historia para impartir valores y enseñanzas a los niños. De esta afirmación deriva la inclusión de este recurso en muchos programas educativos e incluso en la rutina de los padres para enseñar valores a sus hijos.

Las fábulas cortas son una manera muy beneficiosa de mostrarle a los más pequeños de la casa, e incluso a los jóvenes, los diferentes valores humanos y moralejas que por lo general vienen de forma implícita o explícita en estos textos, y que son bastante significantes a la hora de aprender a dar respuesta positivamente a diferentes situaciones por las que se traviesa en la vida.

fabulas cortas para niños

Las fábulas cortas son un buen ejemplo de textos literarios que se han trasmitido y mantenido de generación en generación, ya que seguramente las fábulas que le leyeron a tus abuelos, son las mismas que te leyeron a ti y las que les estarás leyendo a tus hijos. Sus moralejas siempre son atemporales, lo que las convierte en el recurso perfecto para utilizarlas constantemente.

Ejemplos de fábulas cortas

Generación tras generación se ha mantenido el uso de fábulas que han sido escritas por autores muy reconocidos y famosos en este género, tales como Esopo, Samaniego o La Fontaine. Es por eso que vamos a compartir contigo las más populares de estos escritores antiguos para que las utilices con tus niños, bien sea para impartir enseñanzas o para sus tareas. ¡Vamos a verlas!

La cigarra y la hormiga / Libro de Esopo

fabulas cortas para niños

Sin duda esta es una de las fábulas más famosas pertenecientes al libro de Esopo, quien fue un popular fabulista griego que nos dejó muchísimos trabajos literarios importantes que marcaron hito en todo este ámbito. Esta en específico se trata de una fábula corta atribuida a su autoría que nos enseña en la vida es necesario dejar atrás la actitud perezosa y así poder trabajar para conseguir todo aquello que queremos por nuestros propios méritos y no aprovechándonos del trabajo de los demás, cuando nosotros también tenemos todas las capacidades de tener lo que los demás poseen ganado con nuestro propio esfuerzo y dedicación.

La liebre y la tortuga / Libro de Esopo

fabulas cortas para niños

Esta es otra de las fábulas más populares atribuidas al autor de origen griego Esopo, y que además de ser corta nos deja una hermosa moraleja con esta historia que, como su nombre lo dice, está protagonizada por una liebre y una tortuga. Una de las enseñanzas o aprendizajes que podemos extraer de este trabajo literario es el hecho de nunca burlarnos de los demás, y que en muchos casos el exceso de confianza en sí mismos puede ser perjudicial, actuando como un arma de doble filo que nos puede sorprender a nosotros mismos. Sin duda es uno de los mejores textos que podemos encontrar entre los más de 200 trabajos del griego Esopo. No dejes de leerla y compartirla con todos tus seres queridos. ¡Seguro te encantará!

El viento del Norte y el sol / Libro de Esopo

Las fábulas de Esopo no pueden faltar en un recorrido por los trabajos cortos y entretenidos de este género, es por eso que teníamos que incluir a «El viento del norte y el sol» dentro de este recuento. Si bien es una fábula corta, no deja de ser lo bastante entretenida y útil para enseñarle situaciones y moralejas muy útiles a los más pequeños de la casa. Por ejemplo la moraleja que nos deja este texto se basa en que es mucho más potente la persuasión que la violencia, por lo que nunca debemos recurrir a actitudes violentas y obligadas para lograr conseguir todo lo que queremos. Te invitamos a hacer lectura de este maravilloso trabajo y que no olvides el hecho de compartirla con todos tus amigos y conocidos para ayudarles con las respuestas que nos da este texto ante diferentes situaciones de la vida.

Fábulas muy cortas

Ahora bien, seguro en más de una oportunidad te has encontrado en la necesidad de buscar fábulas que sean lo más cortas posibles pero sin dejar de dar un buen mensaje de reflexión a sus lectores. Y la verdad es que no es un gran esfuerzo, ya que la mayor parte de las fábulas que están atribuidas a grandes exponentes de este género literario, son de muy corta longitud, pero siempre conservando la esencia que las hace ser fábulas, y es el hecho de llevar un mensaje con contenido que pueda ser aprovechado positivamente por todos los que las leen.

Aunque no lo creas, en muchos casos puede ser beneficioso el hecho de compartir con los niños o jóvenes fábulas muy cortas, ya que éstos han demostrado tener más empatía con textos que no tengan mucha longitud pero que igualmente los pone a reflexionar negativa o positivamente sobre diferentes situaciones de la vida. Así que no dejes pasar la oportunidad de compartirla con ellos, y aprovechar todos los beneficios que tiene mostrar fábulas a nuestros niños.

Es por eso que te vamos a mostrar algunos ejemplos de fábulas muy cortas que igualmente dejan buenos mensajes y enseñanzas para nuestros niños.

Las ranas pidiendo rey / Libro de Esopo

fabulas cortas para niños

Es inevitable el incluir trabajos del griego Esopo dentro de estos ejemplos de fábulas, ya que sin duda son cortas pero muy entretenidas y además útiles, ya que dejan muy buenas enseñanzas y moralejas tanto para los más pequeños de la casa como para jóvenes y adultos. En específico «Las ranas pidiendo rey» es un trabajo literario que nos enseña que a la hora de escoger a los gobernantes, o cualquier otra persona que vaya a tener una cierta autoridad sobre nuestra vida, es mejor elegir a uno sencillo y honesto, en lugar de uno malvado o corrupto que vaya a transformar negativamente nuestras vidas.

El cuervo y la culebra / Libro de Esopo

Esta fábula es muy corta y pertenece originalmente a Esopo. A pesar de su pequeña longitud, nos deja enseñanzas y aprendizajes bastante útiles para diferentes situaciones o problemas que se nos presentan en la vida. En específico nos habla de que antes de querer poseer algún bien, primero hay que valorar si su costo vale la pena. Para conservar su esencia, Esopo optó por utilizar animales para protagonizar principalmente este trabajo literario, lo que lo convierte en perfecto para compartirlo con los más pequeños de la casa, con quienes está comprobado que generan más empatía con trabajos que tengan animales como personajes.  Así que no dudes ni un minuto en compartir este magnífico texto con todos tus seres queridos.

El cuervo y Hermes / Libro de Esopo

El griego Esopo nos presenta esta hermosa fábula titulada El cuervo y Hermes, y que a pesar de su corta longitud es perfecta para compartir con los más pequeños de la casa. Especialmente su moraleja nos habla de que si por nuestra voluntad faltamos a nuestra primera promesa, no tendremos oportunidad de que nos crean una segunda. Es decir, en este magnífico y especial trabajo literario se nos trata implícitamente el tema de la sinceridad, y lo importante que es este valor para poder generar credibilidad en los demás sobre las cosas o palabras que decimos, para en cualquier oportunidad nos crean. Sin duda es un excelente valor cuya importancia de rescatar en los niños es realmente grande, así que no esperes mucho para leerla y mostrársela. Seguramente les encantará este trabajo literario de Esopo titulado «El cuervo y Hermes».

 

Fábula de la lechera / Libro de Esopo

fabulas cortas para niños

 

La avaricia es uno de los anti valores que se hace presente en esta magnífica fábula de Esopo que sin duda alguna es perfecta para compartirla con los niños de la casa, ya que les dejará una enseñanza que marcará la diferencia en su manera de comportarse ante ciertas situaciones de la vida. Una de las moralejas que podemos extraer de este texto es que no debemos ser ambiciosos de una mejor y más próspera fortuna, ya que viviremos ansiosos sin que nos pueda saciar ninguna cosa en el mundo. No anhelemos impacientes un buen futuro, tenemos que darnos cuenta que ni el presente es seguro, por lo que hay que vivir cada día como si fuera el último.

La araña y el gusano de seda / Tomás de Iriarte

Ahora te mostramos una fábula de Tomás de Iriarte Nieves y Ravelo, uno de los más grandes exponentes de este género que supo conquistar a todo el mundo con sus fábulas, que a pesar de haber sido escritas aproximadamente en el siglo XVIII, aún e mantienen en vigencia y nos dejan fantásticas moralejas con aprendizajes que son de bastante utilidad para resolver diferentes circunstancias que se nos presentan en ciertos momentos. Nos dice que  juzguemos la calidad de una obra por el resultado obtenido y no por la rapidez con que ella ha sido realizada, pues las más grandes obras suelen ser fruto de una larga paciencia por parte de su autor.

 

El buey y la cigarra / Tomás de Iriarte

fabulas cortas para niños

 

 

 

 

 

Arando estaba el buey, y a poco trecho, la cigarra, cantando le decía:

-¡Ay, ay, que surco tan torcido has hecho!

Pero el buey respondió:

-Señora mía, si no estuviera lo demás derecho, usted no conociera lo torcido.

Calle, pues, la haragana reparona, que a mi amo sirvo bien, y él me perdona, entre tantos aciertos, un descuido.

¡Miren quién hizo a quién cargo tan fútil!

Una cigarra al animal más útil.

Pero, ¿me habrá entendido el que a tachar se atreve, en obras grandes, un defecto leve?

La zorra y las uvas/ Libro de Esopo

FABULAS FAMOSAS DE ESOPOEsta es una de las fábulas más famosas y conocidas del autor griego Esopo, y que seguramente la has visto en más de una oportunidad en algún libro o página web que muestre los más grandes trabajos de este género literario. A pesar de ser un relato bastante corto, nos deja unas buenas moralejas y enseñanzas que fácilmente podemos extraer o deducir de este texto, como por ejemplo el hecho de aprender a no desistir si estamos luchando por algo que verdaderamente nos interesa, lo importante es perseverar y insistir hasta conseguir aquello que deseamos en la vida. Este es un maravilloso valor para inculcarle a los más pequeñitos de la casa, y es por ello que no podíamos dejar de mostrarte este fascinante trabajo de Esopo.

 

Estas son apenas algunas de las fábulas cortas más famosas escritas por grandes autores de este género tales como lo son Esopo y Tomás de Iriarte. Todas y cada una de ellas tienen grandes enseñanzas y reflexiones que puedes utilizar para cualquier actividad que tenga que ver con tus niños, con la finalidad de inculcarle buenos valores desde pequeños a través de géneros tan didácticos como las fábulas.

Fábulas pequeñas

Ahora si lo que estás buscando son fábulas de una extensión un poco más larga, no tienes porque preocuparte, pues estos famosos y populares autores nos dejaron como legado un sin fin de fábulas de todos los tipos y que, al igual que las más cortitas, nos dejan muy buenos aprendizajes a través de la utilización de la prosa y el verso. Veamos algunos ejemplos bastante usados a lo largo de la historia y que aún mantienen su vigencia:

El embustero/ Libro de Esopo

Ahora volvemos a traer a colación al autor Esopo, ya que es inevitable incluir sus trabajos en estos artículos, ya que nos dejó como legado más de 200 fábulas que hoy por hoy siguen vigentes, y que se han transformado con el paso de los años gracias a las diferentes versiones que han sacado los otros autores o exponentes de este género. Uno de los valores o formas de comportamiento que nos enseña esta fábula es que quien trata de engañar, es muy probable que termine engañado. De allí la importancia de aprender a actuar con honestidad y sinceridad, ya que una actitud contraria puede convertirse en un arma de doble filo que se regrese contra nosotros, y esto nadie lo quiere. Es por eso que te invitamos a darle clic al enlace y no perderte de este maravilloso trabajo que nos dejó Esopo, y que sin duda se convertirá en uno de tus favoritos, así como lo es nuestro.

 

El pastor y el lobo / Libro de Esopo

fabulas cortas

 

Esta es una especie de versión diferente de la popular y conocida fábula «El pastor mentiroso», por supuesto que está redactada de diferente manera, pero siempre sabiendo conservar la esencia de la fábula que originalmente está atribuida al autor griego Esopo de la época de Antes de Cristo. Es asombroso que a pesar de que este texto tenga tantos años de haberse hecho originalmente, se mantenga en cuanto a vigencia y popularidad, ya que de seguro lo encontramos en más de una página web y libros que por lo general son recomendados en las escuelas y colegios. En específico nos enseña a dejar a un lado la mentira y la cizaña, puesto que estas son acciones que simplemente se nos pueden revertir y terminar en consecuencias realmente degradables para nosotros mismos. Así que no dejes pasar la oportunidad de dejar esta hermosa moraleja en tus niños, a través de muy buenos elementos didácticos como lo son las fábulas.

El lobo y la oveja / Félix María Samaniego

Cruzando montes y trepando cerros,

Aquí mato, allí robo,

Andaba cierto lobo,

Hasta que dio en las manos de los perros.

Mordido y arrastrado

Fue de sus enemigos cruelmente;

Quedó con vida milagrosamente,

Más inválido, al fin, y derrotado.

Iba el tiempo curando su dolencia;

El hambre al mismo tiempo le afligía;

Pero como cazar aún no podía,

Con las yerbas hacía penitencia.

Una oveja pasaba, y él le dice:

“Amiga ven acá, llega al momento;

Enfermo estoy y muero de sediento:

Socorre con el agua a este infeliz”

“¿Agua quieres que yo vaya a llevarte?

Le responde la oveja recelosa;

Dime pues una cosa:

¿Sin duda que será para enjuagarte,

Limpiar bien el guerguero,

Abrir el apetito,

Y tragarme después como a un pollito?

Anda, que te conozco, marrullero”.

Así dijo, y se fue; si no, la mata.

Moraleja: ¡cuánto importa saber con quien se trata!

El parto de los montes / Félix María Samaniego

Con varios ademanes horrorosos

Los montes de parir dieron señales;

Consintieron los hombres temerosos

Ver nacer los abortos más fatales.

Después que con bramidos espantosos

Infundieron pavor a los mortales,

Estos montes, que al mundo estremecieron,

Un ratoncillo fue lo que parieron.

Hay autores que en voces misteriosas

Estilo fanfarrón y campanudo

Nos anuncian ideas portentosas;

Pero suele a menudo

Ser el gran parto de su pensamiento,

Después de tanto ruido, solo viento.

La codorniz / Félix María Samaniego

fabulas cortas para niños

Presa en el estrecho lazo

La codorniz sencilla,

Daba quejas al aire,

Ya tarde arrepentida.

“¡Ay de mí, miserable

Infeliz avecilla,

Que antes cantaba libre,

Y ya lloro cautiva!

Perdí mi nido amado,

Perdí en él mis delicias,

Al fin perdí todo,

Pues que perdí la vida.

¿Por qué desgracia tanta?

¿Por qué tanta desdicha?

¡Por un grano de trigo!

¡Oh, cara golosina!”.

El apetito ciego

¡A cuantos precipita,

Que por lograr un nada,

Un todo sacrifican!

El asno y su amo / Libro de Esopo

Un asno, conducido a lo largo de un camino en la montaña, de repente resbaló y empezó a caer al borde de un precipicio profundo. Mientras él estaba en el acto de abandonarse al abismo, su dueño lo agarró por la cola, procurando regresarlo. Cuando el asno persistió en su esfuerzo de dejarse ir abajo, el hombre lo soltó y dijo:

-Triunfa, pero triunfa a tu propio costo.

Moraleja: al terco hay que dejarlo con su terquedad, y no caer en su misma actitud.

El adivino / Fábula infantil

fabulas cortas para niños

 

Finalmente te presentamos otra de las fábulas más famosas y populares de este género literario y que específicamente está atribuida a Esopo. Nos enseña que no hay que fiarse de aquellos que dicen que pueden adivinar el futuro de los demás. Tan sólo pretenden estafarnos y quitarnos nuestro dinero. Quizás te parezca un poco extraña esta temática, pero es importante mencionar que para la época en que se desarrollaron por primera vez estos trabajos, eran problemas bastante recurrentes que se presentaban en la sociedad, es por ello que los autores decidían afrontarlos haciendo trabajos literarios que sirvieran como una especie de crítica y de hacer entrar en razón ante los diferentes problemas, a todas las personas. Sin embargo no puedes dejar de leerla, ya que ésta es tan solo una de las moralejas que podemos extraer de este texto, ya que es subjetiva y se puede aplicar a otros aspectos de la vida, con otras personas malintencionadas que solo buscan aprovecharse de nosotros.

Tomás de Iriarte y Esopo son autores que no podemos dejar pasar por alto en este recorrido de fábulas cortas, porque a pesar de que los trabajos que nos dejaron como legado son de corta longitud, no dejan de ser lo suficientemente nutritivos, cuando de enseñanzas o moralejas hablamos, y es por eso que aún hoy en día no dejan de compartirse y difundirse por las diferentes vías.

Estas fábulas cortas de autores reconocidos son perfectas para ser utilizadas como material didáctico en escuelas y colegios, ya que haciendo uso de elementos muy prácticos, dinámicos y creativos, que está comprobado que son la mejor herramienta para enseñarle buenos valores y moralejas para los más pequeños de la casa.

Esperamos que todas estas fábulas de grandes y reconocidos autores sean de mucha ayuda para dar unas buenas enseñanzas y dejar reflexiones en tus niños sobre temas que constantemente se encuentran en debate en los diferentes ámbitos que conforman a la sociedad.

Así que ya lo sabes, no puedes dejar de leer y compartir estos hermosos trabajos, que además son muy educativos y beneficiosos.

Te invitamos a visitar otros artículos relacionados de nuestra web en los que podrás encontrar más fábulas asociadas a estos y otros autores de este género. Seguramente ya has elegido tu fábula favorita, ¡comparte con nosotros en los comentarios cual ha sido la que más te gustó!

¡Por cierto! Antes de que te vayas, queremos recomendarte esto que seguro que te interesa:

Son una serie de contenidos a parte del que has leído que puede ser interesante para tí ¡Muchas gracias por leernos!

Fábulas cortas
5 (100%) 2 votos

¡Comparte ahora en redes sociales!